Grandes Exitos

hasta agotar stock

Posted in bitacora de vida, confesiones, crap, discusion, reflexion by Alfredo on 21 diciembre, 2010

Quedan pocos días para que se termine este año, el cual ha sido nefasto. Es desgraciado porque cumplí un año de desgracia, lo cual inevitablemente conduce a reflexiones poco gratas y a cuestionamientos que derivan de lo anterior; todo conduce a una suma de ideas irracionales que pueden tener algo de cierto. Ese es el problema de las revisiones: como ver nuestra foto de cédula de identidad, no nos gusta pero así somos.

Hay veces que la imagen que nos devuelve el espejo no es grata. Enfrentarse a la realidad y a nuestra disconformidad con esta causa un dolor no muchas veces facil de soportar. A estos años, cuando comenzamos a mirar atrás, vemos nuestros logros y fortalezas y empeños y lagrimas y alguna maravilla; y aparece la pregunta del por que no todo siguió así. En el análisis, lamentable, surgen las recriminaciones.

En esta historia hay responsabilidad y también caprichos ajenos y mafias que nos llevaron a este infortunio, el cual se hace insostenible por momentos. Si debo confesar, hay un par de momentos de debilidad que me invaden seguido. Leí por ahí que el pensar “estoy aburrido de mi mismo/ya no me soporto” era una muestra de existencialismo barato. Lo encontré injusto: respecto a sentimientos no hay absolutos, su propia subjetividad no permiten evaluarlos, solo vivirlos y soportarlos. Hay quien observa, padece, pregunta, piensa. La fuerza se agota y las respuestas nunca aparecen, porque tal vez el mundo y su engranaje están diseñados de esa forma o simplemente existen sujetos que no poseen las competencias para vivir. He ahí la pregunta: es necesario seguir juntando fuerzas para seguir adelante en pos de una esperanza tenue, o mejor poner un plazo porque ya nada cambiara?

Nunca es posible estar completamente seguro frente a una bifurcación.

Cuando miro la vida de quienes me acompañan siento alegría por sus progresos. Me da por imaginar una especie de balanza divina que genera justicia y equilibrio. He visto retorcerse en mierda y levantarse con una fortaleza que ya quisiera yo; y el optimismo me puebla por unas horas. Pero también nuestro carácter realista-suicida-preferido nos conduce a lugares donde aparecen imágenes que nos reflejan la inutilidad. Da susto pensar que la existencia puede ser inútil y que la suerte y los logros están repartidos en numero limitado. Y, para variar, no hay para todo: solo “hasta acabar stock”.

La Navidad es una metáfora de los talentos bíblicos: hay que ir a compramos rápido, si no se agotan. Como saber si el sentido permanece o es hora de aceptar que todo seguirá igual?

Oportunidades han aparecido: pero la superficialidad, intolerancia impiden oportunidades. Nos queda mas que seguir participando, pero el tiempo (que no existe) se acaba y dan ganas de acabarlo aun conlos sucedáneos de la felicidad. Traslados por el espacio solo dejan un cansancio y una pregunta universal: vale la pena tanto esfuerzo, si el resultado es siempre el punto de partida?.

Fue así como volví a blog, este cementerio de ideas que se resiste a ser bitácora. Escribir suele ser terapéutico y un acto suicida a la vez; hay un poco de muerte en cada momento y acto realizado. En cada día que pasa, lógico; es que el tiempo no se debe detener, pero podemos detenerlo. Quien sabe si ya es hora. Aunque la compañía triunfe, siempre llega la hora de mirarnos, de decir esto fui soy y seré. Suponemos una evolución, cambios, novedad.

Pero no siempre es así.

Con lo vergonzoso de esta confesión.

Saludos pigs…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s